suscribete: Posts | Comentarios | Email

¿CUÁNTAS VECES USAS CARTA DE PRESENTACIÓN PARA MANDAR TU CV?

Foto propiedad Juan Martínez de SalinasComo todos sabréis, la carta de presentación debe acompañar al currículum cuando este se envía a las empresas. En tiempos, el envío de autocandidaturas, por ejemplo, se hacía por correo, por lo que era necesario incluirlo junto al currículum. Actualmente, con la tecnología actual, el envío se hace vía email pero este ya no debería ser incluido como un archivo adjunto sino que tiene que ir en el cuerpo del mensaje y el curriculum es el único adjunto.

En mi experiencia, he de comentar que estas cartas de presentación no suelen ser tenidas muy en cuenta por los departamentos de recursos humanos porque han terminado siendo genéricas, con palabras grandilocuentes sobre las grandezas de cada candidato que en el fondo no dicen nada y por otra parte son una repetición de información existente en currículum.

Una carta de presentación debe ser concreta, clarificadora y facilitadora y debería apartarse de una mera repetición de la información del curriculum. Hoy quiero ayudar a las nuevas generaciones que optan a sus primeros trabajos.

En un primer lugar os debéis presentar a vosotros mismos de forma breve donde especifiquéis quiénes sois, qué podéis ofrecer y lo que buscáis de forma concreta. La gran mayoría de cartas que he recibido cuando tenía una vacante solían indicar  “para que me tengan en cuenta para los departamentos y puestos que ustedes estimen pertinente”. Este mensaje denota poca o nula claridad sobre el tipo de puesto de trabajo que buscáis. Tenéis que especificar cuál es vuestra área profesional idónea y para la cual queréis optar en esa empresa. A veces, cuando un tipo de perfil es afín a varios puestos o departamentos se debe mencionar, especificando por qué tenéis interés por ambas áreas.

A continuación, se debe explicar el motivo por el que habéis decidido contactar con esa compañía y utilizando la vía de la auto candidatura. No sería la primera vez que un candidato incluye en la carta que les hace llegar su perfil profesional por la expansión que está llevando a cabo su organización. Y la realidad es que esa compañía está embarcada en un expediente de extinción de empleo de más de la mitad de su plantilla. Es decir, que como candidatos que buscáis empleo debéis investigar la situación en la que se encuentra cada compañía a la que decidís hacerles llegar vuestro CV por auto candidatura.

Después tenéis que resumir muy bien qué podéis aportar a esa empresa desempeñando ese puesto para el que os ofrecéis. Aquí no se trata de recitar en verso las empresas por las que habéis pasado y las funciones que habéis desempeñado porque eso ya está en vuestro perfil profesional que examinarán al detalle en caso de precisarlo. Debéis especificar los años de experiencia que tenéis desempeñando esa ocupación. Va bien mencionar los logro en los años que habéis desempeñado esa posición, las dificultades con las que os habéis encontrado y cómo las habéis afrontado.

Algunos tienden a enumerar las competencias genéricas que tienen y que se suelen cortar y pegar de la multitud de cartas genéricas que existen en diversos portales. Entre ellas… iniciativa, capacidad de trabajo, responsable, resolutiva, acostumbrado a trabajar bajo presión, etc. Esto dicho así no aporta nada en absoluto y en caso de lo pongáis yo siempre recomiendo referirse a las dos competencias más necesarias para el tipo de puesto de trabajo al cual queréis optar, incluyendo un ejemplo vinculado al desempeño de ese trabajo.

Otro de los grandes errores es que las personas nos pensamos que hacer una carta de presentación es algo rápido, es decir, cortar de aquí, pegar allí y adaptar un poco. Una buena carta de presentación es aquella con personalidad, alma y que marque la diferencia y esto lleva su tiempo. Como he dicho antes, ayuda mucha hacer una labor de investigación de la empresa a la que mandas la auto candidatura, viendo qué tipo de puestos ha precisado anteriormente para ese área profesional, lo que solicitaba, etc.

Si pensáis mandar la misma carta de presentación a todas las empresas es mejor que no os molestéis y hagáis el tipo cuerpo de mensaje estándar para que tengan constancia de que les hacéis llegar vuestro perfil indicando el tipo de puesto al que optáis, la presentación de quien sois y los párrafos lógicos de cortesía y despedida.

Pero también hay que tener cuidado con ser excesivamente creativo. Hay que evitar dar pena diciendo lo mucho que necesitáis trabajar y que queréis una oportunidad porque puede producir el efecto contrario y más si enviáis cada semana o mes vuestra auto candidatura a las mismas empresas. Por ello, siempre recomiendo  llevar un control de las empresas a las que les hacéis llegar vuestro perfil profesional a través de auto candidatura. Quizás a algunos de vosotros no os parezca tan grave, sin embargo, son errores evitables. Ahora, poneros en el lugar de las empresas que reciben todas las semanas el mismo CV  de un candidato. No por más insistir vais a conseguir más y haciendo lo mismo. En caso de insistir es para aportar algo diferente porque veis una necesidad y planteáis como poderla cubrir.

También debéis cuidar el lenguaje y más cuando mandáis la carta a personas de una empresa que no conocéis: no estáis hablando ni con vuestros colegas ni con vuestra madre. Es por ello que hay que comenzar la carta diciendo “Oye Co, te mando mi curri” y finalizar diciendo “si tienes cualquier duda, Co, me preguntas”. Este es un lenguaje de calle que se usa por la juventud (sobre todo en Aragón) entre colegas pero no para mandar vuestro perfil profesional. Eso os puede cerrar más de una puerta.

Si no sabéis como redactar una carta de presentación es mejor informarse, pedir ayuda y consejo a personas que sepan deciros como debéis hacerla y que reflejar. Diferentes entidades y organizaciones disponen de servicios de orientación que gustosamente os ayudarán.

Por último, no creáis que existe una única carta de presentación válida y lo peor que se puede hacer es copiar el modelo de otro porque estamos suplantando su esencia y personalidad, y por ende, no desvela nada de vuestro perfil.

Como siempre, lanzo unas preguntas para el debate: ¿Cuántas veces usas carta de presentación para mandar tu CV? ¿Cuánto tiempo dedicáis a elaborar tu carta de presentación? ¿Qué otros errores has cometido a la hora de redactar tu carta de presentación?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *