suscribete: Posts | Comentarios | Email

¿QUÉ TIPO DE ACTIVIDADES HACÉIS EN VUESTRO PROCESO DE BÚSQUEDA?

En la actualidad, la búsqueda de empleo es una cuesta arriba bastante complicada de subir, porque las ofertas de empleo escasean más que nunca y la competencia es más feroz. Las empresas son cada vez más exigentes porque se lo pueden permitir dada la variedad de perfiles existentes en el mercado. Muchos candidatos discuten sobre si es justo o no y eso es indiferente porque la cuestión es que lo hacen. Esto supone amoldarse y buscarle alternativas para conseguir llegar a las entrevistas. Los procesos de selección son cribas para quitarse candidatos y quedarse con un número adecuado para gestionar y conocer en profundidad.

Por ello, ahora más que nunca, el candidato debe hacer una búsqueda activa y global. Su principal tarea es la de análisis del mercado, de las empresas, de los puestos más requeridos y las opciones reales de su perfil para adaptarse en consecuencia. No olvidemos que a veces puede parecer muy duro pero en más de una ocasión las oportunidades se las debe fabricar uno mismo con imaginación y esfuerzo.

Hoy en día, ponerse condicionantes en la búsqueda supone cerrarse muchas puertas. Muchas veces uno quiere trabajar solamente en su localidad, a media jornada o del puesto que siempre ha desempeñado, sin embargo, la realidad supone que con esas limitaciones las opciones son nulas. Esto supone replantearse el plan de vida porque en la gran mayoría de las opciones el trabajar no es una opción sino una necesidad para vivir. Debemos asumir que no podemos pretender que el mercado se adapte a nosotros sino que somos nosotros los que tenemos que hacerlo o estar dispuestos a ello.

Tenemos que gestionar mejor que nunca nuestros contactos, dedicándoles tiempo y cuidándolos porque conocen gente que puede hablarles de ofertas de empleo y seguro que conocen a muchos profesionales que pueden encajar y la clave es que se acuerden de nosotros. Las relaciones personales son más claves que nunca. Es un proceso continuo en el tiempo porque los contactos siempre debe cuidarse y alimentarse para cuando se puedan necesitar. Por ello, se debe trabajar de una forma diferente, con algunos antes de pedirles nada deberemos allanar el camino, retomando el contacto. Los familiares y amigos también deben trabajarse y no demos por sentado que saben siempre lo que buscamos o queremos porque a veces nos podemos equivocar.

Más que nunca, debéis dedicar tiempo a documentaros, buscando información de empresas que crean empleo, de nuevos portales, de nuevos recursos de empleo sobre temas que debéis reforzar y para ello debéis localizar a las personas o entidades clave, diana o conectores que manejan mucha de esa información porque os pueden facilitar bastante el proceso de búsqueda. La preparación es cada vez más la clave y saber llegar a las fuentes de información se hace cada vez más vital. ¿Cuántas veces os ha pasado de enteraros de convocatorias y ofertas de vuestro interés fuera de plazo aun siendo en vuestra misma localidad? Eso es evitable con planificación y organización.

También es muy importante ser imaginativo, buscando nuevas alternativas que se puedan probar para ver qué resultados dan. Muchas veces se trata de ver nuestro proceso de búsqueda de empleo y cambiar la forma de llevarlo a cabo. Normalmente, no nos damos cuenta y, al final, acabamos haciendo el mismo proceso de búsqueda todos los días de forma mecánica, sin pensarlo. No es cuestión de mandar más perfiles profesionales que nadie, sino de mandarlos al lugar adecuado, bien enfocado y donde pueda surgirles esa necesidad o se la podamos crear pero eso requiere una estrategia que se debe seguir paso a paso.

Es cuestión de hacer una búsqueda de empleo lo más global posible para tener el mayor numero de opciones.

Es más importante que nunca seguir aprendiendo y formándonos para seguir especializándonos en nuestra área y sectores afines. Cada vez lo podemos hacer de forma más autónoma y autodidacta porque existen multitud de recursos y fuentes fiables a las que poder acudir. Obviamente, esto requiere tener un hábito y fuerza voluntad para hacerlo. Estamos en una sociedad que lo aprendido hace un año se ha podido quedar ya obsoleto y dejarnos fuera del mercado laboral. Cuanto más tiempo pasemos sin formarnos más pereza da reengancharse a ese carro. Lógicamente, supone un esfuerzo pero no olvidemos que el saber no ocupa lugar siempre con la finalidad clara de las razones para formarnos en un área específica.

Uno debe mantenerse activo, animado dentro de lo posible, superando las dificultades que ello conlleva conforme van pasando los meses. Lo que está claro es que lo peor que uno puede hacer es tirar la toalla y caer en el derrotismo. Al final, los que consiguen las cosas son los que no paran y no habrá sido por no tener en más de una ocasión ganas de dejarse llevar por la negatividad.

Más que nunca, la búsqueda de empleo es un trabajo en si y requiere un hábito muy marcado sin olvidar la flexibilidad que debe tener todo proceso. No es cuestión de estar todo el día sino dedicar las horas que podamos precisar para alternar la diversidad de actividades que supone la búsqueda de empleo.

¿Qué tipo de actividades hacéis en vuestro proceso de búsqueda? ¿Cuánto tiempo dedicáis a cada tarea de búsqueda? ¿Qué consideráis que hizo bastante daño a vuestro proceso de búsqueda? ¿Cuántas personas conoces que no busquen empleo de forma activa lo hayan encontrado?

  1. Moverse y no perder la esperanza y la ilusión es fundamental.

  2. Hola Servicios a empresas,

    Gracias por participar y lo que comentas es muy necesario en el proceso de búsqueda.

    Saludos,

    Juan

  3. Crisálida dice:

    Hola Juan,
    los orientadores laborales soleis hablar de que no hay que cerrarse puertas. A ver, yo no creo que la gente se cierre puertas porque sí. Yo veo que muchos jóvenes buscan la movilidad geográfica, cosa que cuando tienes familia que atender puede convertirse en imposible. Por otra parte, ¿crees que se deben mandar cv a sitios u ofertas que no tienen lo más mínimo que ver con tu perfil profesional? Voy a explicarme con un ejemplo, que es un ejemplo, solo eso: Una persona licenciada en económicas, que como lleva varios meses mandando cv y no le llaman de nada, pues empieza a mandar para cajeros y puestos de limpieza, o sea, trabajos sin cualificación que comunmente decimos que cualquiera puede hacer.
    Yo no sé lo que pensarás tú como orientador, yo después de hablar con orientadores y experimentar lo que he experimentado buscando empleo, no me parece lo más adecuado. Hoy en día buscan gente con experiencia para todo, no sólo con experiencia sino también con referencias. Cierto es que no se necesita formación para trabajar en supermercados y limpiar, pero es que visto como está todo hoy en día, no creo que una persona sin experiencia en esos trabajos lo tenga fácil teniendo en cuenta la cantidad de gente que hay con muchos años de experiencia en ellos y que están en paro.
    La gente muchas veces habla de no cerrarse puertas y se ponen a buscar trabajo de lo que ellos llaman cualquier cosa, para ellos eso significa no cerrarse puertas. Para mí, si tienen carrera y nada de experiencia en ese tipo de trabajos lo van a tener difícil igualmente para que los llamen.
    Si tuviéramos un mercado laboral que absorbiera todo, que necesitase gente para limpieza, hostelería, etc, pero con la cantidad de gente que ha realizado durante toda su vida esos trabajos y que ahora están desempleados, ¿vale realemente la pena solicitarlos si no tenemos experiencia en ellos ni damos mínimamente el perfil?
    Hablando de temas parecidos a estos, un orientador me dijo una vez que un abogado no va a solicitar un puesto donde piden un veterinario.
    Persona haberme extendido tanto y espero que se entienda lo que quiero transmitir.
    Un saludo

  4. Hola Crisálida,

    Gracias por tu participación.

    Lógicamente para poder optar a otros puestos de trabajo uno debe adaptar su perfil profesional y deben ser puestos afines para tenerlo más fácil. Cuando uno decide optar a puestos de poca cualificación con independencia de cuál sea su perfil aunque no tenga experiencia yo considero que lo tiene complicado aunque no imposible. Depende de cada caso particular, de cómo se plantee esa búsqueda, de la capacidad de superación de cada persona y de muchos otros factores. Comparto contigo que no es fácil, aunque hoy en día nada en el mercado laboral esta fácil y uno debe reflexionar si merece la pena intentarlo.

    Saludos y ánimo,

    Juan

  5. Unos meses después de haberme quedado desempleado es aún más interesante leerte, Juan. Lo cierto es que estas cosas siempre cuestan un poco más cuando las pones en práctica que cuando hablas de ellas. Pero hay que intentarlo.
    Yo estoy intentando basar mi búsqueda de empleo en todo lo que cuentas, y me ayudan bastante las colaboraciones con mi asociación juvenil para no quedarme parado.
    A veces también vuelvo a lo tradicional y dejo algún CV para ver si me sale algún trabajo ocasional (en la campaña de navidad, por ejemplo). Pero la forma de no desmoralizarse es otorgar prioridad a proyectos propios y confiar en la marca personal.
    Por último, tengo la percepción de que incluso la formación se ha vuelto un terreno difícil. Es difícil encontrar la que se amolde a ti, ofrezca cierta calidad y a un precio mínimamente asequible.
    Saludos.

  6. Hola Pablo,

    Gracias por participar y seguir mi blog.

    Mucho ánimo en tu proceso de búsqueda de empleo, aunque creo que vas por buen camino con ese enfoque global.

    La clave está en buscar el equilibrio entre las nuevas herramientas de búsqueda de la red y las tradicionales. Se debe dedicar a cada una de ellas el tiempo necesario. Se trata de invertir tiempos en actividades y proyectos que nos aporten y llenen aunque al principio sean altruistas.

    Es cierto que la formación personalizada no abunda y la que existe no suele ser demasiado asequible a la situación económica actual.

    Saludos y seguimos en contacto.

    Juan

  7. Hombre yo creo que lo más importante es analizar el CV y la experiencia y contrastarlo con el mercado laboral para tener una idea de dónde podemos encajar, en qué posiciones hay demanda de trabajadores que coincidan con nuestras características.

    Una vez llegado aquí, recurrir a todas las herramientas que tengamos a mano para alcanzar alguna de estas posiciones,. Amigos, familiares y ex-colegas de trabajo son normalmente el mejor camino. También redes sociales, portales de empleo y todos aquellos recursos de los que nos podamos hacer servir.

  8. Hola Miguel,

    Gracias por participar en mi blog.

    Por supuesto, la labor de análisis del mercado es fundamental y ver que opciones puede tener nuestro perfil. Después se deben usar de forma global todas las herramientas de búsqueda disponibles en el mercado.

    Saludos,

    Juan

  9. Lo importante es plantearse una rutina diaria y mantenerla a lo largo del tiempo sólo siendo constante hay posibilidades de éxito. Además es necesario apoyarse en los pensamientos positivos para poder soportar los reveses y los contratiempos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *