suscribete: Posts | Comentarios | Email

ESTUDIO ANUAL CATENON DE SATISFACCIÓN LABORAL Y CALIDAD DE VIDA 2009

Estas son las principales conclusiones del “Estudio Anual Catenon de Satisfacción Laboral y Calidad de Vida 2009” (descargar) realizado por la filial española de Catenon Worldwide Executive Search, por sexto año consecutivo, con motivo de la celebración del Día Mundial del Trabajo. Así, según el estudio de esta compañía europea de búsqueda de profesionales, sube del 54 al 72% el porcentaje de españoles dispuestos a emigrar por más de un año, y se suaviza sensiblemente el nivel de exigencia económica ante un hipotético trabajo en otro país.

Así, el 15% de los encuestados se muestra dispuesto a irse al extranjero cobrando lo mismo e incluso menos que en España (eran un 10% en 2008); sube del 23 al 32% el grupo de los que se irían sólo si cobrasen de un 20% a un 30% más; y se reduce del 36 al 18% el porcentaje de españoles que exigiría duplicar su sueldo para plantearse un cambio de destino a otro país.

Según Cristina Villanova, Directora de Marketing de Catenon en España, “otra de las diferencias que encontramos este año con respecto a la encuesta de 2008 es que la satisfacción laboral de los trabajadores ha bajado del 3,6 al 3,3 sobre 5, quizá debido a que en la situación económica presente, el clima laboral se hace más hostil e inestable. Sin que sepamos con seguridad el motivo, pensamos que esto refleja la desazón de los profesionales ante los despidos de sus compañeros y su desmotivación por tener que soportar una mayor carga de trabajo”.

En cuanto al destino preferido para buscar nuevas oportunidades laborales, Europa pierde por primera vez fuerza respecto a América, que pasa de ser la opción del 28% en 2008, a ser escogida por un 36% de los españoles en 2009. No obstante, el viejo continente se mantiene como primera opción (un 53% lo elegiría para expatriarse), si bien pierde 11 puntos respecto del estudio de 2008, en el que un 64% de los encuestados prefería Europa como destino profesional.

Igualmente, los países más cercanos a España –salvo Portugal- pierden fuerza en las preferencias de los españoles: Reino Unido cae del 33 al 14%, Francia del 17 al 9% e Italia, del 15 al 8%, si bien siguen siendo éstos, junto con Alemania (8%), las economías europeas preferidas para continuar una trayectoria profesional fuera de nuestras fronteras. Por el contrario, emergen como opciones apetecibles los países escandinavos, que son elegidos por el triple de profesionales que en 2008 (pasan del 5 al 15%).

A este respecto, Cristina Villanova comenta que, “la confianza en las economías tradicionales ha bajado; por ello, muchos españoles creen que buscar oportunidades en países más lejanos es una buena opción. También se deduce que la confianza en EEUU ha subido, quizá gracias a la tendencia positiva que impulsa el presidente Barack Obama, y su plan de actuación contra la crisis”.

El estudio de Catenon Worldwide Executive Search también pone de manifiesto que el 83% de los trabajadores se siente, en términos generales, satisfecho o muy satisfecho con su trabajo, mientras que sólo el 17% está poco o nada satisfecho. En cuanto a la retribución económica, el 39% de los españoles está muy satisfecho y sólo un 6% considera que está mal pagado. El equipo humano es el aspecto con el que los encuestados se muestran más satisfechos (60%).

Siete de cada 10 españoles aún consideran necesario renunciar a la vida personal para triunfar. Siguiendo con la tendencia de años anteriores observada en el “Estudio Anual Catenon de Satisfacción Laboral y Calidad de Vida”, el 67% de los españoles considera que, para lograr una brillante carrera profesional, es necesario renunciar a una parte importante de la vida personal, si bien ha bajado 5 puntos respecto a 2008 (72%). Las medidas que más proponen los encuestados para mejorar la conciliación entre trabajo y vida privada son: horario flexible (73%), distribución libre de las horas de trabajo a lo largo de año (46%), posibilidad de trabajar desde casa o teletrabajo (40%) y posibilidad de reducción de la jornada laboral o excedencia (15%). Por otra parte, un 71% de los profesionales de España estaría dispuesto a renunciar a parte de su sueldo en aras de incrementar su calidad de vida; la mayoría (un 36%) sacrificaría para ello un 10% del salario, mientras que el porcentaje de personas que sacrificaría el 25% o más de su salario, se sitúa en el 35%.

Los hombres demandan responsabilidad, posibilidades de promocionar y desarrollo profesional, y las mujeres, buen ambiente laboral. Existen varias diferencias entre hombres y mujeres en cuanto a los factores que más le retienen en su actual trabajo: mientras que ellos destacan la responsabilidad y autonomía en el puesto, y las posibilidades de promocionar y de desarrollo profesional dentro de su empresa, las mujeres consideran más importante el buen ambiente laboral, el reconocimiento dentro de la empresa y la flexibilidad de horarios.

El buen ambiente laboral es citado por el 50% de los encuestados como lo que más les retiene en su trabajo –frente al 42% que lo resaltaba en 2008-, y son las mujeres quienes más lo valoran, pues así lo menciona el 59% de las encuestadas.

También varían los factores que influyen a la hora de cambiar de trabajo: tanto a hombres como mujeres nos motiva, en primer lugar, la retribución económica, pero ellos ponen en segundo lugar las posibilidades de promoción y desarrollo profesional, y en tercero, la responsabilidad que van a tener en el nuevo. Por su parte, ellas consideran que, tras la retribución económica, lo más importante a la hora de elegir un nuevo puesto son las posibilidades de promoción, seguidas de la flexibilidad de horario.

En cuanto a los atributos que más valoramos en nuestro jefe, del informe se desprende que los hombres dan importancia a la capacidad de liderazgo, la comunicación con los subordinados, la capacidad de delegar y la honradez y humildad. En cambio, las mujeres priman ante todo que su superior sea capaz de comunicarse con sus subordinados, tenga capacidad de liderazgo, sepa trabajar en equipo y sea honrado y humilde.

Dos de cada diez españoles montarían su propio negocio si les tocara la lotería. Como dato curioso, cabe destacar que el 21% de los españoles montaría su propio negocio si le tocaran 200.000 euros en la lotería, mientras que un 67% continuaría trabajando y gastaría el dinero en caprichos, deudas o inversiones. Por último, sólo un 12% de los españoles se tomaría un año sabático.

Para la realización del ‘Estudio Anual Catenon de Satisfacción Laboral y Calidad de Vida 2009’ se ha contado con una muestra de 1213 trabajadores de ambos sexos. Los encuestados pertenecen a todo tipo de departamentos (compras, recursos humanos, finanzas, administración, marketing, producción) y tienen edades comprendidas entre 21 y 60 años. El cuestionario ha sido remitido a los participantes a través de Internet durante la segunda quincena de abril de 2009.

Noticia extraida de www.goodwill.es
  1. Senior Manager dice:

    Los resultados del estudio demuestran que cuando toca pensar en nuestra seguridad económica no queda otra que abandonar el círculo de confort y empezar a dinamizar el porvenir… Lo que no entiendo es cómo en España hemos tenido que esperar ana coyuntura como la actual para entrar en razón sobre la movilidad laboral, vaya el menudo atraso en el que hemos vivido… A veces pienso que esta situación es lo mejor que pudo haber pasado, es como un despertar…
    SM

  2. Juan Martínez de Salinas dice:

    Hola SM,

    La verdad que este estudio deja datos interesantes y curiosos.

    La verdad que en España nos resistimos al tema de la movilidad geográfica aunque poco a poco las cosas van cambiando. También es cierto que en países como Estados Unidos nos llevan décadas de ventaja y la mentalidad es otra. Para empezar es muy fácil todo el tema del traslado porque hay una cultura facilitadota. Aquí cuando uno tiene una casa en propiedad que esta pagando no es tan sencillo el poder decir me voy y punto. Así que las autoridades deben de cambiar también el chip e incentivar medidas que nos hagan no pensarlo dos veces.

    Saludos,

    Juan

  3. Senior Manager dice:

    A eso me refiero… no veo sentido a tener una casa en propiedad cuando tienes que pagarla en 50 años… es esa mentalidad lo que me preocupa… y esa mentalidad lo que ha hecho que España no esté entre las potencias mundiales.
    Cuando esa mentalidad empiece a cambiar no tendremos problemas de paro nunca más.
    SM

  4. Juan Martínez de Salinas dice:

    Hola SM,

    Creo que dentro de unos años en España ganara el porcentaje de personas que viva en alquiler frente a los que viven en propiedad. Como en casi todos los países de la Unión Europea. También deberá regularse más lo del alquiler en España porque hay verdaderos abusos por parte de muchos arrendadores que va a lucrarse. Luego la ley de arrendamiento actual favorece al arrendatario moroso y eso hace que muchos propietarios no quieran alquilar. Sin embargo, creo que aun queda un largo camino para que llegue esto a nivel general.

    Saludos,

    Juan

  5. Chusanch dice:

    Yo he vivido la movilidad geográfica, y he de decir, que no siempre compensa. Ciertamente, al vivir en una ciudad pequeña, no siempre es posible acceder a buenos trabajos. Ahí fuera, en el mundo, hay muchas ofertas, pero… ¿compensa?

    La movilidad en la mentalidad británica, por ejemplo empieza desde jóvenes, donde muchos, para acceder a universidades, optan por aquellas que están más lejos de sus casas y conseguir, así, una independencia.

    Obviamente, acostumbrados a esto, continúan con la misma mentalidad a la hora de buscar empleo. Ni se compran casa, ni tienen tanta relación con sus progenitores.

    Spain is different, una frase a veces negativa, otras veces, positiva. Siempre nos comparamos con otros y nos menospreciamos.

    La sociedad actual está cambiando. Pero visto desde unos ojos que han visto la de hace unos años, no me gusta nada. Se están perdiendo valores.

    Madrid y Barcelona, en mayor medida, son las ciudades que han ido acumulando inmigrantes de todas partes, bien sea españoles o extranjeros. ¿Y están a gusto? ¿Es lo que tenemos que querer hacer todos?

    Pienso que cada cual opta por esa movilidad según la situación en la que esté inmerso. Mover toda una familia de una ciudad a otra no es fácil. No es simplemente irse a otra ciudad a vivir.

    Cada uno opta por su desarrollo profesional, quedándose en su ciudad o desplazándose a otra, puede variar, qué duda cabe, pero cada uno es libre de enfocar su carrera profesional en la dirección que quiera, poniendo sus prioridades en el orden que más le convenga.

  6. Juan Martínez de Salinas dice:

    Hola Chusanch,

    Gracias por pasarte y participar.

    Lógicamente España tiene una mentalidad diferente respecto a otros países de nuestro entorno. Para empezar nuestros gobiernos son los primeros que no toman medidas reales que incentiven la movilidad de los trabajadores. Ahora como la necesidad aprieta muchos se ven forzados a salir de sus ciudades en busca de un trabajo sin posibilidad de llevar a sus familias porque el sistema no se lo facilita por una parte y porque sus circunstancias económicas no acompañan.

    Para que esto sea algo generalizado tiene que cambiar mucho nuestra mentalidad española de sacar siempre beneficio de todo y de pensar de forma individual y egoísta. Para empezar ¿Cómo se van a independizar los jóvenes españoles? Pues desde mi punto de vista lo tienen complicado a pesar de que cada vez se les da alguna facilidad más por nuestros políticos, aunque en otros países nos llevan años de ventaja y deberíamos aprender de ellos.

    Por supuesto, el vivir en las grandes ciudades tiene la ventaja de tener una mayor oferta de puestos de trabajo interesantes. Eso si, el vivir en una gran ciudad tiene los inconvenientes de las distancias, etc.

    En efecto, cada uno puede enfocar su carrera profesional hacia donde le apetezca y tener sus propias aspiraciones. Hay mucha gente que se niega a ver la movilidad geográfica como opción para sus circunstancias. Lo que esta claro es que sus opciones desgraciadamente estarán mucho más limitadas en épocas como las actuales.

    Luego no olvidemos que las circunstancias de cada persona son un mundo a parte y hay mucha gente que aunque querría irse a otra ciudad les es imposible por diversas cargas familiares (hijos, etc.) o económicas (hipoteca, etc.).

    Saludos,

    Juan

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *